Fascinación por la vida

Divagaciones mentales de Alberto Gimeno

Posts Tagged ‘petróleo

Lo llaman democracia y no lo es

Todos asumimos que vivimos en una democracia. Y ¿qué es una democracia? Veamos qué dice Wikipedia:

La democracia es una forma de gobierno, de organización del Estado, en la cual las decisiones colectivas son adoptadas por el pueblo mediante mecanismos de participación directa o indirecta que le confieren legitimidad a los representantes

Definición de Democracia, Wikipedia.

Bien, bastante simple ¿no? Casi todo occidente lo podríamos considerar gobernado por sistemas democráticos. Pero mmm… últimamente estamos viendo recortes y medidas que los ciudadanos claramente no desean: salarios de funcionarios que se recortan, pensiones que se congelan,… No sólo en España, sino en Europa. Por ejemplo Reino Unido prescindirá de 500.000 funcionarios en 4 años. Estamos viendo rescates de países: Grecia, Irlanda. ¿Qué está ocurriendo? ¿Por qué los gobiernos (que se supone que gobiernan) nos llevan por este camino que nosotros no hemos elegido?

En las democracias occidentales gobiernan empresas y especuladores

La respuesta que nos dan los medios de comunicación, las tertulias, los políticos, etc. es que estas medidas son necesarias porque “mandan los mercados”. Pero ¿uién elige a los mercados? Nosotros no, y si mandan los mercados y nosotros no elegimos a los mercados, entonces, no somos soberanos, y por tanto esto no es una democracia.

Pero ¿por qué mandan los mercados? Y ¿quiénes son? Con mis pocos conocimientos de economía creo acertar si digo que son especuladores que en concreto ahora están jugando con la deuda de los países débiles. Algo se explica en el siguiente artíulo: Así se provoca el ‘rescate’ de un país.

Y no sólo los especuladores mandan. También mandan las grandes empresas privadas, las grandes fortunas, las grandes familias. Hace poco leía que España es de 20 familias, como mucho.

Esto puede parecer una exageración, pero hay ejemplos evidentes de que una llamadita telefónica puede hacer milagros. Si Telefónica pide algo, el ministro le apoya. Es el caso de la conocida “tasa Google”.

Entre las empresas más “gordas” están los bancos. Muchos de ellos han sido ‘rescatados’ en esta crisis. ¿Por qué los rescatan, si son empresas privadas? Porque si se les dejase quebrar, quebraría el sistema. Quebraría un banco tras otro por efecto dominó. Porque los bancos hacen negocio entre ellos y se deben dinero, y si uno quiebra no le devuelve el dinero a los demás. Son empresas tan poderosas que no pueden perder. Si ganan, ganan, y si pierden son rescatadas. Vamos, no pierden. Y quien las rescata somos todos los demás. Entonces hay quien dice que esto no puede ser: hay quien dice que si una empresa es demasiado grande para caer, también es demasiado grande para existir. Y yo estoy de acuerdo.

Pero bueno, está claro, ¿no? En las democracias occidentales gobiernan las empresas y los especuladores. Lo acabamos de ver, aquí en España Zapatero se reúne con 30 grandes empresarios para tranquilizar a los especuladores. De nuevo: grandes empresas y especuladores les dicen a los gobiernos lo que deben hacer.

En las democracias occidentales gobiernan tiranías extranjeras

Pero hay más. En un mundo globalizado las democracias occidentales dependen muchísimo de otros países. Y muchos de esos países no son de fiar. Entre otras cosas necesitamos petróleo, mucho petróleo. Y otros tipos de fuentes de energía.

Europa obtiene gas, por ejemplo, de Argelia por el Sur y del Este por Rusia. Tener este tipo de amistades es peligroso. Porque por ejemplo a Rusia de vez en cuando le da por cortar el gas. Ese poder que ejerce Rusia a mi me asusta.

También dependemos muchísimo del petróleo. Por eso entre otras cosas se invaden países. Por ejemplo Irak. No, no había armas de destrucción masiva. Se invadió Irak por su petróleo, no por las armas de destrucción masiva o los vínculos con Al Qaeda. Se mintió a los ciudadanos y muchas empresas privadas han hecho el agosto con la complicidad de los gobiernos “democráticos”.

Arabia Saudita es el país más rico del mundo en petróleo. Es una monarquía absoluta. Es un país islámico donde no se respetan los derechos humanos y cuya ley es el Corán (lo dice su artículo 1º de la constitución).

Bien, pues en este país el 90% de la riqueza nacional lo posee una empresa. Tras ella y a través de ella, un extenso clan de teócratas islámicos interviene libremente en los principales mercados globales sin que nadie les tosa ni un poquitín. No es descabellado decir entonces que nos gobierna una discreta tiranía global.

Sin el petróleo saudí, el mundo se detendría de inmediato. Sin el dinero saudí, los mercados colapsarían de la noche a la mañana.

El mapa del mundo modificando las áreas de los países de acuerdo a la cantidad de petróleo que poseen

Pero no sólo de combustibles fósiles va el tema. Hay otras materias primas que crean conflictos y dependencias internacionales. Piedras preciosas como diamantes, pero también metales necesarios para la construcción de ordenadores y electrodomésticos. Como el litio, que parece abundar en Afganistán.

Y hay más dependencias difíciles de digerir. Los países venden su propia deuda pública, y ojo con quien la compra. Por ejemplo China posee 884 mil millones dólares de deuda americana. Casi nada. Con esta deuda se podría plantear la cuestión de si el gobierno chino tiene más poder sobre EEUU que el propio presidente Obama.

Pero aún hay más. Los países en vías de desarrollo producen más barato. Así que las empresas occidentales se van fuera. Es la llamada deslocalización. Eso lo que provoca es la destrucción industrial y el desempleo masivo

 

 

En definitiva, resumiendo todo lo que quería decir: nuestras democracias dependen completamente de

  • Grandes familias, fortunas y especuladores. Que al final se llevan sus dineros a paraísos fiscales para que ningún beneficio revierta en la sociedad.
  • Países de los que nos fiamos quizá demasiado: Arabia Saudita, China, Iraq, Venezuela, Rusia,… Imaginaos que un par se alían, y empiezan a presionar a nuestros gobiernos… Bueno, la crisis del petróleo de 1973 fue quizá un pequeño ejemplo.

Y nada más. Así es el mundo. Así es nuestro “estado del bienestar”. ¿Quién manda en las democracias occidentales? ¿Los ciudadanos? Ja… ja…

Intentaré escribir un post sobre “mis propuestas” desde mi humilde punto de vista, sobre cómo podría ser un mundo mejor. Aunque seguro que suenan utópicas y no lleguen a ningún lado.

Written by gimenete

Jueves, noviembre 25, 2010 at 1:15 am

El cambio climático

Ayer estuve viendo un documental titulado: La gran farsa sobre el cambio climático. Es la antítesis de Una verdad incómoda. En este documental se afirma que:

  • El cambio climático no es provocado por la emisión de CO2 por parte del hombre. El clima está cambiando pero la aportación de CO2 a al atmósfera por parte del hombre es sólo una mínima parte. Los volcanes, vegetación, océanos,… emiten muchísimo más CO2 que el ser humano.
  • El aumento de la temperatura se debe principalmente a la actividad solar: aparición y desaparición de manchas solares; y la creación de nubes basada en el viento solar.
  • El aumento de CO2 no causa un aumento de la temperatura, sino que el razonamiento es el contrario: el aumento de temperatura (debido principalmente al Sol) aumenta la cantidad de CO2 en la atmósfera ya que los océanos se calientan y al calentarse expulsan más CO2 del que absorben.
  • El deshielo de los glaciares se produce por un ciclo natural. Por ejemplo en otras épocas Groenlandia tenía mucho menos hielo que en la actualidad.
  • La mayor parte del aumento de temperatura en este siglo se produjo antes de 1940.
  • De hecho, tras la Segunda Guerra Mundial, entre 1940 y 1975, período de máxima expansión de la industria, la temperatura disminuyó.
  • El bulo del cambio climático ha sido alimentado por:
    • El gobierno británico para fomentar la energía nuclear en detrimento de las energías basadas en combustibles fósiles para así disminuir la dependencia del petróleo y por tanto de Oriente Medio.
    • Los grupos anti-sistema. Tras la caída del muro de Berlín y el fracaso del comunismo enfrentarse a la industria con la excusa del ecologismo es un objetivo de los anti-sistema.
    • Los gobiernos de los países desarrollados para evitar el progreso de los países con economías emergentes. El protocolo de Kioto pone límites de emisión hasta a los países en desarrollo.
    • Los medios de comunicación para vender titulares.
    • Empresas y puestos dependientes de que se mantenga esta farsa.

El documental está basado casi íntegramente en entrevistas a científicos. Todos ellos respaldan las afirmaciones anteriores concluyendo en que el clima está cambiando pero no debido a las emisiones de CO2 provocadas por el hombre. En el mismo documental los científicos afirman no estar siendo pagados por ninguna empresa de gas o petróleo.

Tras ver este documental pienso que debería haber un debate abierto sobre el tema. Los datos aportados en las gráficas que muestra el documental parecen muy plausibles y sus argumentaciones muy verosímiles.

Lo que sí que es cierto es que aunque el hombre no sea el culpable del calentamiento global sí que seguimos siendo responsables de la desaparición de especies, la contaminación del agua, y la desertificación debido a la tala indiscriminada de árboles. Digo esto por si alguien ve el vídeo y decide que ya puede contaminar todo lo que quiera, que no pasa nada. El CO2 es uno de los tantos residuos que producimos, pero no el único.

Bueno, aquí está el documental:

Written by gimenete

Lunes, enero 14, 2008 at 4:34 pm

A %d blogueros les gusta esto: